Bando de la Huerta

 Es la fiesta murciana por antonomasia. Se celebra siempre el primer martes después de Semana Santa y abre el ciclo de las Fiestas de Primavera.

Ambientamos sus calles y  plazas con las famosas “Barracas” de las peñas huertanas, donde se ofrece la gastronomía tradicional de la Región de Murcia, se recrean las viviendas y los antiguos usos y costumbres de la huerta y se anima con gran variedad de actuaciones folklóricas.

El día del Bando es una explosión de color y de alegría en la que participa toda la ciudad y la huerta, desfilando gran cantidad de oficios.

La ciudad este día se convierte en una singular Huerta en la que decenas de miles de personas de todas las edades se lanzan a la calle con la vestimenta regional. Ellos, con los zaragüelles, chalecos y monteras (gorro huertano), y ellas con los bellos refajos (faldas), delantales y mantones.

El desfile se inició en el siglo XIX, cuando un grupo de huertanos con su alcalde pedáneo al frente se trasladó a la ciudad para protestar por sus carencias, y lo hicieron desfilando en un cortejo formado por carros y caballos montados por jóvenes que ofrecían productos de la tierra. El transcurrir del tiempo lo ha convertido en un hermanamiento solidario entre los huertanos y los capitalinos, en el que se rinde homenaje a la huerta.